Por que mi gata maulla mucho y se revuelca

¿Por qué mi gato no maúlla?

Todos sabemos que algunas razas de gatos maúllan más que otras (¿hay algún siamés?), y algunos gatos simplemente disfrutan haciendo ruidos. Pero si su gato no deja de maullar, es posible que deba acudir al veterinario. Entonces, ¿por qué los gatos siguen maullando? He aquí algunas razones de ese maullido constante de los gatos:

Si su gata de cinco o seis meses no está castrada y no deja de maullar, es posible que esté en celo. Los sonidos de las gatas en celo son extrañamente fuertes y casi suenan como si la gata estuviera sufriendo, y suelen ir acompañados de un comportamiento súper afectuoso y una extraña posición de balanceo cuando se le acaricia cerca de la grupa.

El hipertiroidismo, que suele darse en gatos de edad avanzada, presenta una serie de síntomas, como la pérdida de peso a pesar del hambre voraz, la actividad excesiva y la vocalización excesiva. Si su gato presenta estos síntomas y no deja de maullar, llévelo inmediatamente al veterinario para que le haga un chequeo y un análisis de sangre.

Si su gato mayor no deja de maullar una vez que usted ha apagado las luces y se ha ido a la cama, es posible que se sienta realmente perdido. Un gato parcialmente ciego o sordo no podrá orientarse por la casa y es posible que no te oiga.

Significado del maullido del gato

Parece una pregunta muy sencilla, pero la respuesta es en realidad mucho más complicada de lo que pensamos. Incluso los que hemos estudiado a estas criaturas durante años pasamos por alto con frecuencia los signos de dolor de los felinos. Porque cuando se trata de mostrar signos de dolor (o de cualquier enfermedad), los gatos son maestros del disfraz.

Lee más  Respeto a los animales

En el mundo felino, quejarse no lleva a ninguna parte, de hecho, mostrar signos de debilidad puede hacer que te maten. Claro que algunos gatos que sufren gritan, pero si ves a un gato llorando de dolor, es probable que el problema sea muy grave. Además, los gatos lloran por muchas razones, así que incluso si lo ves, ¿cómo puedes saber si se debe al dolor o a alguna otra forma de estrés? La próxima vez que piense que su gato puede estar sufriendo, intente recordar algunos de los siguientes signos de malestar felino.

Vale, empezaremos con uno fácil. Pero se sorprendería de la cantidad de personas que acuden a mí con un gato que cojea y que insisten en que no tiene dolor. Si su gato cojea, lo hace por una razón. Y esa razón suele ser el dolor. Incluso si su gato no cojea, compruebe si hay otros signos como la dificultad para saltar o bajar de la cama o que le parezca que ya no vale la pena subir las escaleras. La artritis está muy infradiagnosticada en los gatos porque muchos propietarios no observan o no piensan en mencionar estos cambios. Si notas algo inusual en el comportamiento de tu gato, no dudes en decirlo, ya que a veces los veterinarios no piensan en hacer este tipo de preguntas.

El gatito maúlla mucho

Las formas vocales de comunicación de los gatos son variadas. Las sutiles diferencias entre los maullidos individuales no pueden ser distinguidas por los humanos, pero sí por otros gatos y otras especies. Un solo gato puede tener docenas de maullidos diferentes con distintos significados. Los trinos de los gatos, en cambio, son afortunadamente más sencillos.

Lee más  Raza de vacas blancas con manchas negras

El trino del gato es una forma de comunicación vocal que los gatos utilizan para “hablar” con otros gatos, con los humanos e incluso con otros animales (especialmente dentro de su casa). Se trata de un ruido agudo y repetitivo que se emite en ráfagas cortas. El trino también se conoce como chirrido. El trino del gato se produce con la boca cerrada, no abierta como muchas otras formas de vocalización.

El trino es un comportamiento social natural con otros gatos, y los gatitos comienzan a aprender comportamientos sociales clave entre las 2 y las 7 semanas de edad. Los gatitos que fueron alojados sin otros gatos adultos después de las 6 semanas de edad pueden no aprender nunca el trino.

El trino difiere de otros sonidos felinos reconocibles como el ronroneo, el maullido, el aullido y el siseo. Para entender mejor las diferencias, es útil conocer las tres categorías de vocalizaciones de los gatos. Son las siguientes:

Gatos espejo

Rodar por el suelo es un comportamiento que no sólo se observa en los gatos domésticos, sino también en los de mayor tamaño. Una de las razones por las que lo hacen es para marcar su territorio y alejarse de otros felinos, así como de posibles enemigos que puedan sentirse amenazados por la presencia del animal.¿Cómo lo hacen? Las feromonas son las principales responsables de marcar el territorio. Todos los animales, incluidos los humanos, emiten feromonas, que son las responsables de emitir su olor característico, entre otras funciones. Por eso, cuando el gato quiere proteger su territorio, frota todo su cuerpo en el suelo y otras superficies, con la intención de difundir su olor en el entorno.Así que, si notas que tu gato se revuelca en el suelo o se retuerce, esta puede ser la causa que lo motiva. Simplemente están siguiendo sus instintos felinos para proteger su territorio.

Lee más  Beneficios de las mascotas

Las feromonas también desempeñan un papel importante durante el celo en los gatos, tanto en los machos como en las hembras. No sólo transmiten el olor característico de cada gato, sino que también señalan ciertos cambios corporales, como el momento ideal para aparearse.Durante este periodo, las hembras y los machos muestran un comportamiento único en el que tienden a rodar por el suelo más de lo habitual. ¿Por qué lo hacen? Para esparcir sus feromonas llenas de olor a celo y así atraer a todas las posibles parejas que estén cerca.